fbpx
Daniel Ulibarri

Sonrisas traviesas

Lo que puedo ver más allá de mis ojos
es definitivamente mi invención.
La mitad, a lo mucho, podría ser real,
si la realidad implicara cualquier cosa
aparte del sujeto hasta la invención.
Aunque como creadores podríamos admitir
que resulta a veces agotador rehacer
el mundo en todas y cada una de sus versiones.
Sospecho que conocés también ese deseo
de podernos sentir en algún momento
sometidos a otra presencia o experiencia…
Es una especie de anhelo de experimentar
un momento, objeto, o nosotros mismos, incluso.
En ocasiones esa experiencia es onerosa.
Entonces decimos que se acabó el asunto,
celebramos el aislamiento que no pudimos aliviar
por medio de esas sonrisas traviesas… cómplices.
Al hacer el problema a un lado.
La amistad, a diferencia del romance,
no nos destruirá ni será nuestra penitencia.
Pero lo que alivia el dolor también sirve de razón
para después culpar al sol por lo que
se evapora entre los intervalos de nuestra lluvia.

Amante del humo, la gasolina, los químicos y preservantes. Quienes son amantes del "fitness", el gimnasio, las dietas y los maratones y cualquiera que abrigue escrúpulos de moralina, se encierre en sus 'tiquismiquis' de conciencia y provincialismos santurrones, deje de lado estos renglones ahora mismo.

Dejá un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: