octubre 24, 2020

Anoche soñé que soñé.

En mi sueño se me aparecía un sueño que nunca había soñado. No sé qué sueño sería el que soñé, lo que sí sé es que me pareció un sueño.

He tratado de recordarlo y no he podido. Tendré que volver a soñarlo; quizás así recuerde el sueño.

Ahora que lo pienso, quizá no soñé el sueño que soñé. A lo mejor fue un sueño real, no un sueño soñado.

También puede ser que yo no haya soñado ese sueño, sino que fue ese sueño el que me soñó a mí.

Seguramente tampoco me recuerda, pues si me recordara ya me habría soñado otra vez.

Esto de los sueños, la verdad, es como un sueño. Quizá al morir despertaremos y no recordaremos el sueño que hemos soñado.

Quiero decir que no recordaremos la vida que hemos vivido.Y aquí termino.Me está llegando el sueño.

Voy a soñar.

Dejá un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: