fbpx
Daniel Ulibarri

Pez grande

original

Según es bien sabido el pez grande se come al chico.

Sin embargo yo conocí a un pez grande que no se comía a los peces chicos.

Los demás peces grandes lo veían con malos ojos.

Murmuraban de él; decían que era un desprestigio para el gremio de los peces grandes, pues no cumplía su tradicional deber de comerse a los peces chicos.

El pez que digo no hacía caso de las murmuraciones, y seguía sin comerse a los peces chicos.

Antes bien los protegía.

Entre otras cosas que hacía en su favor les avisaba cuando venían los peces grandes a comérselos, de modo que pudieran ponerse a salvo.

Decían con gratitud los peces chicos:

¡Éste sí que es un pez grande!

Comparto esa apreciación.

Los peces grandes que ayudan a los peces chicos en vez de aprovecharse de ellos son verdaderamente grandes.

Amante del humo, la gasolina, los químicos y preservantes. Quienes son amantes del "fitness", el gimnasio, las dietas y los maratones y cualquiera que abrigue escrúpulos de moralina, se encierre en sus 'tiquismiquis' de conciencia y provincialismos santurrones, deje de lado estos renglones ahora mismo.

Dejá un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: