Daniel Ulibarri

Museo

En el museo miré las cosas bellas,

una tras otra,

tantas que no pude asimilar todas.

Luego me senté en el pabellón interior,

nubes moviéndose por encima,

las páginas de mi libro en blanco.

Porque no pude ver como quería ver.

Estaba más allá de la belleza.

Estaba más allá de la vista.

¿Qué sentido tiene un museo?

¿Qué sentido tiene ser?

¿Para creer sólo que yo no creo?

Dejá un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: