enero 22, 2021

Contrariamente a lo que se piensa la Luna guarda todavía secretos ignorados.

Los científicos creen saberlo todo acerca de ella. Se equivocan.

Hace unos días, por ejemplo, el resplandor lunar se hizo más intenso. Los astrónomos explicaron el fenómeno diciendo que el satélite se había aproximado a la Tierra en tal manera que se le vio más grande y luminoso.

La explicación es sólo parcialmente cierta. En efecto, la Luna se acercó a nosotros más que en los últimos 20 años. El aumento de su fulgor, empero, no se debió a esa proximidad.

Lo que pasó es que los habitantes de la Luna fueron oportunamente avisados de que se aproximaban a la Tierra. Temerosos de pasar cerca de nosotros se fueron todos a la otra cara de la Luna.

Por eso la que vemos cobró más luminosidad. Cuando la Luna se aleje nuevamente de la Tierra sus habitantes se sentirán tranquilos y volverán otra vez a su lugar. La faz visible del satélite recobrará entonces su fulgor normal.

Eso es lo que realmente sucedió. Como se ve, la Luna guarda todavía secretos ignorados.

Dejá un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: